EL MASAJE DE TRANSFORMACIÓN

lunes, 25 de agosto de 2008

REVISTA NATURAL

«Metamorfosis» significa «transformación» y esto es lo que se produce cuando nuestra energía fluye libremente. La técnica metamórfica, cuyo creador fue Robert Saint John en los años 50, nos conecta, a nivel de consciencia, con los nueve meses que vivimos en el seno materno y nos lleva a descubrir nuestro propósito en la vida. Pero esta técnica es mucho más porque si bien se caracteriza por sus suaves manipulaciones es capaz de curar enfermedades que van desde el asma agudo, alergias o fatiga crónica.



La Técnica Metamórfica creada por Robert Saint John alrededor de los años 50 surgió como resultado de la experiencia que unieron, el trabajo, la sabiduría y el tesón de este ser especial. Robert Saint John naturópata y reflexólogo, cuando trataba a una niña de 18 meses afectada por el Síndrome de Down profundo, con Refexología Podal, se dio cuenta de que los resultados no eran los que él deseaba. Entonces dejó que su instinto le guiara y, comenzó a acariciar el pie de la niña sin ninguna guía terapéutica. Mientras lo hacía descubrió que la niña reaccionaba de forma diferente, observó que su mirada se transformaba, que empezaba a tomar conciencia de algo y poco a poco se iba serenando. A partir de esta primera experiencia fue tomando nota de los logros y reacciones de la niña aplicando en sus pies la todavía «no técnica» metamórfica.

Fue viendo que los cambios se ampliaban si las caricias las aplicaba en la zona refleja de la columna vertebral (zona interna del pie). Él, como reflexólogo, sabía que la médula espinal es el canal principal por donde circula la energía vital para después distribuirse por todo el cuerpo y, la zona interna del pie es donde se refleja la columna vertebral y el Sistema Nervioso Central, por lo que al aplicar las caricias en el reflejo se beneficiaba todo el sistema de forma integral.

Robert Saint John se dio cuenta que sin proponérselo, se estaba produciendo una canalización de la energía vital en la niña. Probó con las manos y con la cabeza con la misma actitud y por los mismos reflejos, notando que los resultados eran cada vez más sorprendentes.

Decidió seguir investigando con niños autistas y comprobó que, cuando ellos permitían el contacto, se producía una reacción de apertura al exterior y empezaban a relacionarse con otras personas, e incluso se mostraban cariñosos. Siguió investigando con todo tipo de enfermos y con personas sanas, con resultados siempre positivos. De alguna forma, estas primeras investigaciones fueron la base para lo que al principio llamó «Terapia Prenatal y que más adelante la denominó como «Técnica de Metamorfosis». Este gran hombre nos legó una técnica sencilla, fácil de aplicar y abierta a cualquier persona, síntomas, bloqueos o conflictos que facilita el disfrute de la vida desde el amor, la confianza, la seguridad y la alegría. Trazó su propio mapa desde el momento de la concepción (cuando el óvulo y el espermatozoides se unen) hasta el momento de nacimiento y lo llamó «Esquema Prenatal». La técnica nos conecta, a nivel de consciencia, con los nueve meses que vivimos en el seno materno y nos lleva a descubrir nuestro propósito en la vida, permitiendo que nos centremos en él y dejemos de dar tumbos repitiendo una y otra vez las mismas cosas o errores que nos dificultan el crecimiento personal.

Es una técnica fácil de aprender y se aplica en los pies, las manos y la cabeza, sobre la zona refleja de la columna vertebral con una suave caricia permitiendo que aflore todo el potencial de la persona a través de su fuerza vital y facilite que ésta organice y libere aquellas vivencias que influyeron en su vida desde la concepción y dándole la posibilidad de hacer su propia transformación.

En las dos décadas que llevo aplicando la Técnica Metamórfica he tenido experiencias diversas. Desde mi primer caso, una niña de 14 años con un proceso de asma agudo que llegó a desaparecer y que es a quien le debo el impulso para ser terapeuta; alergias (yo misma y después mi hija); el aumento de la autoestima (muy evidente en una experiencia con mujeres separadas donde solo trabajamos la técnica desde la auto terapia, hasta llevar la Técnica Metamórfica a la India, concretamente a la Fundación Vicente Ferrer. En primer lugar la enseñé en un congreso de técnicos de prótesis y aparatos para minusvalía física. En el grupo había una mujer embarazada con problemas que desaparecieron. Tuve el privilegio de trasmitir la técnica en colegios para niñas en proceso de adaptación escolar; en el hospital del sida donde los familiares aprendían y luego se lo daban a sus enfermos potenciando, sobre todo, la vitalidad; a minusválidos físicos, mejorando notablemente sus dolores y su aceptación; a mujeres del programa de «Mujer a mujer,» a su propia directora, una persona impresionante que se encontraba continuamente agotada y restableció su vitalidad; y al mismo Vicente Ferrer, quien recuperó su energía y consiguió llevar el bastón en el aire al caminar. Vicente me decía: «Me han dado muchos masajes pero eso tan suave que me das en los pies, nunca lo había sentido»; y cuando le aplicaba otras técnicas en el cuerpo me puntualizaba: «Eso que me has hecho está muy bien, pero no te olvides de los pies».

El paso por la India fue algo tan especial que no se puede explicar con palabras. Mientras enseñaba la técnica a las personas que la Fundación me había indicado, llegaba gente con diferentes dolencias a los que les acariciaba sus pies y manos notando un gran alivio. Me pedían que les enseñara y ellos aprendían con rapidez y se ponían a practicar.

Después volvían para decirme lo bien que les iba y me hacían reverencias. Como puede verse, la Técnica Metamórfica es fácil de aprender y de aplicar y sus efectos pueden ser muy rápidos si la Fuerza Vital está preparada para la transformación. Siempre que me llega un niño para recibir la terapia, se la enseño a los padres y trabajamos en equipo, después suelen asistir a un curso para aprender la filosofía, porque aunque la técnica funciona sin grandes conocimientos -puesto que actuamos como catalizadores, dejando el trabajo a la fuerza vital de la persona-, siempre es mejor trabajar con la conciencia que nos da el conocimiento del legado que nos dejó Robert Saint John.


Martina Llorente
Impartirá cursos en junio 2008 en Ecotienda Formación
Profesora de Técnica Metamórfica


[+/-] Leer todo el artículo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

 

MENSAJE DE PUMJ


TU ERES UNA PIEZA IMPORTANTE EN ESTE MUNDO,TU GRANITO DE ARENA ES IMPRESCINDIBLE. PARTICIPA, CORRE LA VOZ, ENVIA, EXPLICA, APORTA TODO LO QUE CONSIDERES OPORTUNO. CUANTA MAS PERSONAS NOS IMPLIQUEMOS MAS AVANZAREMOS HACIA UN MUNDO JUSTO. GRACIAS Y UN ABRAZO.

Google+ Followers